Responsabilidad social empresaria: cuando la empresa está presente en la sociedad

 

Al momento en que una empresa se radica en el país, su gestión administrativa debería estar acompañada de una misión íntegra y responsable en los ámbitos económicos, social y ambiental, con el objetivo de contribuir al desarrollo del país. En este sentido, el concepto de responsabilidad social empresaria (RSE), si bien no se trata de una acción obligatoria, debería ser inherente al negocio y funcionar de manera transversal en sus operaciones.

Portal Universidad dialogó con la Mg. Silvina Gorosito, integrante del “Grupo de investigación Responsabilidad Social, una propuesta desde la contabilidad social y ambiental para empresas clave de la región” y docente de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales en la Universidad Nacional de Mar del Plata, quien comentó la importancia que le dan las empresas del Partido de General Pueyrredon a estos temas y los resultados que obtuvieron a través de entrevistas e investigaciones en distintos sectores.

La principal línea de trabajo con respecto a la RSE se basa en contribuir “con el fin de la pobreza. El 46% de las empresas que relevamos realizan donaciones, otras colaboraciones vinculándose con las organizaciones no gubernamentales y tienen presencia en los barrios vulnerables”. A lo que agregó que el segundo curso continúa con la propuesta de Hambre Cero de las Naciones Unidas, “una de las acciones es referida al Banco de Alimentos, entonces fomentan o dan curso a programas de voluntariado que se pueden realizar en escuelas y comedores. Esto es cumplido por el 38% de las empresas consultadas”.

Así como este objetivo no se trata de un factor obligatorio de implementar, Gorosito remarcó que “cada vez son más las empresas que tratan de generar un buen vínculo con la sociedad inmediata de la que forman parte, porque entienden que se trata de una retroalimentación“. En este sentido, realizan acciones en el barrio del que forman parte y ven qué falencias o necesidades tienen. A modo de ejemplo, la investigadora reveló que “una empresa detectó que, por las calles de tierra en épocas de inundación, los empleados no podían llegar al trabajo. Entonces, realizaron actividades para tratar de colaborar en esos momentos”.

Las empresas tratan de devolver lo que reciben de sus empleados y buscan estar presentes en la sociedad de la que forman parte.

Sin embargo, desde el equipo de investigación detectaron que la mayor falencia persiste en cómo las entidades reflejan estas acciones en sus informes contables. “Muchas de las empresas con las que nos hemos comunicado realizan de forma rutinaria diferentes actividades y no se dan cuenta que están actuando en forma responsable, en el reciclado, en el cuidado del medio ambiente, en las capacitaciones a sus empleados o en el vínculo que tienen con la sociedad. A veces son pequeñas acciones o actitudes que están realizando pero no las visibilizan“, aseguró.

En cuanto a otros resultados obtenidos, notaron que una gran parte de las empresas encuestadas realizan actividades con respecto a la inclusión en el ámbito laboral de mujeres, adolescentes y personas en contextos vulnerables. Así como también se centran en “actividades de oficio, fomentando la educación para la futura inserción de estas personas y para contribuir al contexto vulnerable en el que se encuentran. Además, algunas llevan adelante actividades vinculadas con organizaciones no gubernamentales y sociedades de fomento, por ejemplo, apadrinan, realizan donaciones o promueven becas para capacitaciones” explicó Gorosito.

El equipo de investigación se encuentra integrado por docentes con título de grado y posgrado, tesistas de maestrías y becarios estudiantes de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales, así como también, en un próximo proyecto, se realizará una vinculación con docentes de la Facultad de Ingeniería. El objetivo para 2020-2021 se basó en contribuir con las acciones de RSE realizadas en el ámbito del Partido de General Pueyrredon, “haciendo foco en nuestra profesión contable y viendo cómo trasladan estas actividades a los distintos balances sociales”, afirmó.

De esta manera, la metodología utilizada para realizar este proyecto ha sido el estudio de caso, dirigida a comprender las dinámicas presentes en los distintos contextos, y la realización de entrevistas a distintas empresas del sector privado con el fin de recopilar datos. “Esto nos ha dado un panorama bastante heterogéneo como para poder realizar un análisis de cómo están aplicando la RSE a nivel local”, detalló.

Desde el equipo esperan que el proyecto tenga continuidad en un futuro cercano ya que han presentado una nueva propuesta para 2022-2023, “referido a la misma temática pero ampliando el campo de entrevistas para contribuir desde nuestro saber como profesionales de Ciencias Económicas“, concluyó Gorosito.

También puede gustarle...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.